Hemorroides

La patología hemorroidal corresponde a un tipo de insuficiencia venosa y puede ser considerada la enfermedad más frecuente de la región anal, con un pico de incidencia entre los 45 y 65 años, tiene una elevada prevalencia estimándose que se encuentra presente en un 30 a 50% de la población adulta. Se estima que 5 a 10% de los casos requerirá cirugía.

¿Qué son las hemorroides?

Las hemorroides ó “almorranas” son una dilatación de los plexos venosos hemorroidales del canal anal por ello los incluimos como un tipo de insuficiencia venosa.

¿Por qué salen las hemorroides?

Las hemorroides ó almorranas

producida por el aumento persistente de la presión venosa en estos vasos. Son de las enfermedades más antiguamente conocidas encontrándose referencias a ellas en el Antiguo Testamento, en el Código de Hammurabi (Babilonia 2250 A.C.), el el Papiro de Edwin Smith (1700 A.C.) y en el Papiro de Eber (1500 A.C.). Ya eran referidas por Galeno e Hipócrates quienes hacían mención a ellas relacionándolas con el “flujo de sangre por las venas del intestino recto”.

Causas de las hemorroides:

Entre los factores causantes de las hemorroides están:

  • Aquellos que aumentan la presión venosa del plexo hemorroidal: estreñimiento, embarazo, obesidad, posición sentada prolongada, así como las lesiones traumáticas y quirúrgicas, además de otras causas de aumento de presión intraabdominal. Entre las formas de cómo evitar las hemorroides está evitar las causas modificables como la obesidad, estreñimiento, etc.
  • Se habla también que el prolapso de las estructuras del canal anal involucradas en esta entidad se asocie a la ruptura de las fibras del músculo de Treitz ubicado en la submucosa anal y que debe fijar las estructuras vasculares al esfinter interno.
  • Otro factor a considerar es la presencia de comunicaciones arteriovenosas que pueden estar involucradas en su origen.

Clasificación de las hemorroides

Pueden clasificarse como:

Hemorroides externas:

Recubiertas por piel, se desarrollan por debajo de la línea pectínea e involucran las venas del plexo hemorroidal inferior. Pueden trombosarse y ser dolorosas debido a la presencia de inervación somática procedente de los nervios anales.

Hemorroides internas:

Recubiertas por mucosa rectal que suele prolapsar e involucran las venas del plexo hemorroidal interno, se desarrollan por encima de la línea pectínea. No son dolorosas por recibir sólo inervación visceral. Al prolapsar pueden ser comprimidas por el esfinter y como consecuencia tienden a ser estranguladas e incluso ulceradas.

Hemorroides internas
Amorranas fotos: Imagen endoscópica de hemorroides internas vistas mediante sigmoidoscopio flexible en la unión anorrectal

Imagen endoscópica de hemorroides internas vistas mediante sigmoidoscopio flexible en la unión anorrectal

Signos y síntomas de las hemorroides

Los signos y síntomas que suelen acompañar esta enfermedad venosa son:

  • Hemorragias con la defecación, la sangre suele ser de color rojo intenso, haciéndose evidente en el papel higiénico. Las hemorroides junto con la fisura anal son las dos causas más frecuentes de sangrado rectal (rectorragia) .
  • Irritación perianal
  • Manchado mucofecal de la ropa interior
  • Prurito, más frecuentemente asociado a la defecación. El dolor no es su característrica más resaltante. En ocasiones se trombosan de forma aguda, lo que lleva a dolor local aumentando el tamaño de las hemorroides visbles al margen del ano que adquieren una coloración violacea.
  • Pueden prolapsar (salir hacia afuera)
  • Presencia de hematoma perianal
  • Se asocian con estreñimiento que puede ser un factor causante de la patología hemorroidal.

A su vez las hemorroides internas pueden clasificarse de acuerdo a los síntomas asociados y a la presencia de prolapso de las mismas en cuatro grados que son:

Clasificación de las hemorroides
Clasificación de las hemorroides: Grados de hemorroides

Tratamiento para hemorroides (Almorranas): Cómo aliviar las hemorroides

Algunas medidas de cómo combatir las hemorroides son:

Tratar el estreñimiento

  • Dieta para hemorroides: Prevención del estreñimiento, dieta rica en fibras (20 a 30 g/día)
  • No difererir la defecación cuando se sientan ganas
  • Aumento de la ingesta de líquidos

Evitar el aumento de la presión venosa del plexo hemorroidal: 

  • Evitar estar de manera prolongada sentado en el inodoro: El inodoro no se hizo para la lectura!, la estancia prolongada en él se asocia con hemorroides.

Cuidados locales

  • Limpieza con jabón suave y agua luego de la defecación
  • Baños de asiento.
  • Crema para hemorroides: Existe tratamiento medicamentoso con compresas, cremas y pomadas que deben ser indicados por el médico.

Uso de medicamentos venotónicos

Mejoran el tono venoso y el drenaje linfático, se ha visto que mejoran los síntomas de los pacientes, entre ellos se encuentran: la diosmina, el dobesilato de calcio, hidroxietilrutósido, etc.

Cirugía de hemorroides

En casos de complicaciones agudas se emplea el tratamiento quirúrgico. Existen varias técnicas para el tratamiento quirúrgico de las hemorroides, las cuales deben ser discutidas con el médico especialista en hemorroides quien le hará las recomendaciones luego de individualizar su caso: ligaduras con bandas de goma, escleroterapia, fotocoagulación, criodestrucción, hemorroidectomía, trombectomía, etc.

Bibliografía

Dorland. Dorland Diccionario enciclopedico illustrado de Medicina. Elsevier España; 2005.

Ferri FF. Ferri consultor clinico 2006-2007: Claves diagnosticas y tratamiento. Elsevier España; 2006.

Grisolle A, (Madrid) G y R. Tratado elemental y práctico de patología interna. Imprenta de Gaspar y Roig; 1857.

Martin-Zurro A. Atención primaria. Elsevier España; 2003.

Montero JAA. Manual del residente quirúrgico. Ediciones Díaz de Santos; 1998.

Moore KL, Agur AMR, Moore ME. Anatomía con orientación clínica. Ed. Médica Panamericana; 2007.

Parrilla P, Jaurrieta E, Landa JG, Moreno MA. Cirugia AEC/ AEC Surgery. Ed. Médica Panamericana; 2010.

Ramos CM, Escobar ST. Cirugía: aparato digestivo, aparato circulatorio, aparato respiratorio. Ed. Médica Panamericana; 2000.

Xiol DJM. Comprender Los Sintomas Y Enfermedades Del Intestino. Editorial AMAT

Ante la presencia de sangre en las heces es imprescindible la valoración médica

Medias baratas

Artículos relacionados

Dra. Onelia Greatty

¿Te resultó útil esta publicación?

¡Haz clic sobre las estrellas para puntuar esta publicación!

Puntuación promedio / 5. Conteo de votos:

¡Qué bien que encontraste útil esta publicación! ...

Sería Maravilloso que nos siguieras en las redes sociales!